Qué es la anticoncepción

CABECERA-QUE

Conoce cómo funcionan tu cuerpo y tu menstruación y entenderás mejor cómo los distintos métodos cumplen su misión de evitar que te quedes embarazada

Lo sabemos de sobra, pero no está de más recordarlo: la anticoncepción es cualquier acción que pretende evitar o disminuir las posibilidades de que se produzca el embarazo.

Pero como concepto es mucho más importante y va más allá de su definición: es un derecho humano fundamental que ha costado enormemente conseguir, un avance en la conquista de nuestra libertad sexual y una toma de poder de nuestro cuerpo y de nuestra fertilidad.

Un derecho que ejercemos a través de lo que se llama planificación familiar, entendida como la facultad de poder elegir libremente el número de hijos que deseamos tener y cuándo queremos hacerlo.

Todo esto es posible gracias a los avances científicos que se han ido produciendo con el paso de los años, que han permitido que conozcamos, cada vez mejor, tanto la biología de la reproducción, como el desarrollo de métodos anticonceptivos cada vez más fiables y accesibles. Y la información sobre ellos también es cada vez más accesible, gracias a campañas de educación sexual, guías de métodos anticonceptivos, centros de información para jóvenes y, por supuesto, los médicos, que te pueden aconsejar y recetar anticonceptivos, como la píldora.

 

También lo han facilitado los cambios sociales y políticos que, con los años, nos han permitido el acceso a esos anticonceptivos. Por fin pasaron otras épocas marcadas por el temor a las consecuencias de un embarazo no deseado.

Pero no todo es evitar quedarnos embarazadas. No podemos olvidarnos de la prevención de las infecciones de transmisión sexual. Por tanto, es imprescindible que conozcas a la perfección qué métodos protegen de estas infecciones y cuáles no.

 

Sabías que….

Existen métodos anticonceptivos que, además de evitar los embarazos no deseados, protegen de las infecciones de transmisión sexual.

  • 1850 a. C.: Uso de los primeros pesarios en Egipto, sustancias que se introducían en la vagina para intentar bloquear o matar el esperma, como excrementos de cocodrilo, miel o carbonato sódico.
  • 1600: Uso de duchas vaginales después de mantener relaciones sexuales para intentar evitar el embarazo (no es un método ni eficaz  ni seguro).
  • 1855: Fabricación de los primeros condones de caucho.
  • 1880: Aparece el primer diafragma femenino.
  • 1885: Se desarrollan los primeros supositorios vaginales de quinina, precursores de los actuales espermicidas.
  • 1950: Se inventa el primer anticonceptivo oral combinado.
  • 1957: Primera píldora anticonceptiva aprobada como regulador de la menstruación en EE. UU.
  • 1960: Se autoriza en EE. UU. la venta de la píldora como método  anticonceptivo.
  • 1969: Introducción del primer DIU (dispositivo intrauterino).

  • 1970: Disponible en el Reino Unido el primer anticonceptivo hormonal inyectable para uso anticonceptivo a corto plazo.
  • 1978: Aprobación y comercialización de la píldora anticonceptiva en España.
  • 1990: Disponible en el Reino Unido el primer implante anticonceptivo.
  • 2000: Comercialización de los primeros parches anticonceptivos y anillos vaginales.
  • 2009: Primera píldora anticonceptiva con estrógeno natural, similar al producido por el ovario de la mujer en Europa.
  • 2012: Primera píldora de pauta prolongada aprobada en Europa que permite reducir considerablemente el número de reglas al año.

Sabías que…

La píldora anticonceptiva se aprobó en 1957, primero únicamente con indicación para “alteraciones graves de la menstruación” y con una alerta obligatoria que decía que este medicamento prevenía la ovulación.

  • Elegir bien el método, y sentirte cómoda con él, es la mejor garantía de una anticoncepción fiable. ¡No te precipites!
  • Puede que no te guste usar anticonceptivos pero, créeme, te gustarán mucho menos las consecuencias de no usarlos.
  • No busques el método perfecto, no existe: todos tienen ventajas e inconvenientes. Infórmate bien y elige el que mejor se adapte a tus necesidades y a tu estilo de vida.
  • Cada persona, pareja y situación son un mundo, así que consulta con tu médico, que te ayudará en la elección del método anticonceptivo más apropiado para ti en cada momento.

pies

  • Ten siempre en cuenta el riesgo de adquirir una infección de transmisión sexual. ¡No todos los métodos protegen!
  • Hay muchos mitos sobre los anticonceptivos que están basados en información errónea, es importante saber dónde encontrar información fiable y de calidad.
  • Con las píldoras de última generación, todas tenemos a nuestro alcance una de las mejores herramientas para evitar embarazos no deseados y planificar la vida en pareja, sin tener que renunciar a una sexualidad plena y feliz.
  • Hazle caso a la Organización Mundial de la Salud (OMS) que dice que: “Posiblemente, el método más peligroso es aquel que no se usa”.

El aparato reproductor femenino

Ahora vamos a adentrarnos en el cuerpo para ver cómo funciona tu ciclo menstrual y, así, más adelante entender mejor los métodos anticonceptivos. Aunque creas que ya te lo sabes, ¡te sorprenderían las confusiones que siguen generando!

El aparato reproductor femenino consta, principalmente, de las siguientes partes:

aparato

 

Desde que nacemos, los ovarios contienen una determinada cantidad de óvulos inmaduros, parte de los cuales madurarán a lo largo de la vida, desde la primera menstruación (la menarquia) hasta la última (la menopausia).

Los óvulos inmaduros se almacenan en los ovarios. Cuando un óvulo madura es expulsado por el ovario y desciende por las trompas de Falopio hasta el útero, produciendo lo que se conoce como ovulación.

Si durante la ovulación ese óvulo es fecundado por un espermatozoide, se inicia el embarazo, alojándose el óvulo fecundado en el útero. Si en cambio no hay fecundación, el óvulo se expulsa junto al endometrio (un tejido esponjoso que recubre la cavidad interna del útero) y cierta cantidad de sangre. Esto es la menstruación.

El ciclo menstrual dura aproximadamente 28 días, aunque puede variar de una mujer a otra y en una misma mujer a lo largo de su vida (por término medio dura entre 21 y 35-40 días). El ciclo comienza el primer día del sangrado (lo que llamamos regla o menstruación) y finaliza el día anterior a la siguiente regla. La ovulación tiene lugar aproximadamente en la mitad del ciclo (en el día 14-15).

¿Cómo se controla el ciclo menstrual?

Tu propio cuerpo produce las hormonas que controlan el ciclo menstrual, vamos a hablar de las 4 principales:

  • Hormona foliculoestimulante (FSH).
  • Hormona luteinizante (LH).
  • Estrógenos.
  • Progesterona.

El ciclo menstrual se regula a través de las hormonas secretadas por  una glándula llamada adenohipófisis, que se encuentra en la parte anterior del cerebro. Estas hormonas son la FSH (hormona estimulante de los folículos) y la LH (hormona luteinizante), ambas ejercen su función en los ovarios, estimulando la producción de estrógenos y progesterona en ellos.

nomasdudas-ciclo

 

 

 

Los estrógenos, a su vez, estimulan la adenohipófisis para que produzca FSH y LH en un ciclo que se retroalimenta.

Los primeros días del ciclo, la FSH y la LH estimulan a los ovarios para que comience la maduración del óvulo y posteriormente la ovulación.

La cantidad de estrógenos y progesterona liberada entonces por los ovarios produce una disminución de la FSH y la LH.

 

 

 

 

Por otro lado, la producción de las hormonas de los ovarios hace que el endometrio se desarrolle o engrose: los estrógenos producen el aumento de células del endometrio y la progesterona provoca la vascularización del mismo.

Unos días antes de terminar el ciclo, todas las hormonas disminuyen bruscamente, lo que origina la menstruación.

Sabías que…

Los días fértiles en un ciclo regular son desde el día 7 hasta el día 21, pero no todos los ciclos son regulares y la ovulación se puede retrasar o adelantar de un ciclo a otro, por lo que la fecundación, y por tanto el embarazo, ¡es posible todos los días! Es necesario tomar medidas anticonceptivas todos los días del ciclo, ¡no te fíes!

Síndrome premenstrual

Como ya sabes, en torno al ciclo menstrual pueden aparecer molestias, tanto las relacionadas con la propia menstruación, como síntomas que aparecen antes, y que se denominan síndrome premenstrual.

nomasdudas-sindrome

 

 

  • El síndrome premenstrual suele aparecer 1 o 2 semanas antes del inicio de la menstruación y puede afectar de manera muy diferente a las mujeres.
  • Está relacionado con los cambios en los niveles de las hormonas que regulan el ciclo menstrual.

 

 

Síntomas emocionales: depresión, confusión, irritabilidad, retraimiento social, falta de concentración, alteraciones del sueño, ansiedad.

Síntomas físicos: inflamación o dolor de pecho, hinchazón y aumento de peso, dolor de cabeza, dolor de espalda o  muscular, problemas intestinales (diarrea o estreñimiento).

Sabías que…

Existen métodos anticonceptivos, como la píldora, que pueden aliviar el síndrome premenstrual. ¡Consulta a tu médico!

¿Cómo afectan los métodos anticonceptivos a nuestro ciclo?

nomasdudas-chicaojos

 

Ahora que ya sabemos cómo funciona nuestro cuerpo y cómo se regula nuestro ciclo menstrual, veamos cómo afectan los diferentes métodos anticonceptivos a nuestro ciclo:

Los métodos anticonceptivos no hormonales no afectan de ninguna manera a nuestro ciclo menstrual, ya que su forma de actuación no está relacionada con las hormonas que producen nuestro cuerpo para regular este ciclo.

 

 

 

Los métodos anticonceptivos hormonales afectan al ciclo menstrual, ya que impiden el embarazo a través de diferentes mecanismos relacionados con las hormonas que lo regulan:

  • Inhiben la ovulación. Los métodos anticonceptivos hormonales inhiben el aumento de la LH y la FSH, por tanto, no se estimulan los ovarios para que comience la ovulación.
  • Promueven un endometrio inadecuado. Las hormonas que contienen estos anticonceptivos impiden el crecimiento del endometrio, por lo que este es más fino y hostil. Debido al menor tamaño del endometrio, las mujeres que usan este tipo de métodos tienen un menor sangrado menstrual.
  • Actúan sobre las trompas de Falopio. De esta manera, se dificulta el transporte y la nutrición de los espermatozoides.
  • Producen un moco hostil. Las hormonas de estos métodos provocan que el moco cervical sea escaso y más espeso, por lo que los espermatozoides encuentran grandes dificultades para su progresión hasta el óvulo.

Por último, es importante saber que el sangrado menstrual que se produce cuando se está tomando anticonceptivos hormonales es una menstruación “artificial”: como hemos visto, con estos métodos no se produce la ovulación y, por tanto, con el sangrado no se elimina óvulo y, además, el aumento del endometrio es menor. El sangrado se debe a la disminución de las hormonas en tu cuerpo, lo que produce el desprendimiento de la fina capa de endometrio que se ha generado. Este sangrado se llama sangrado por deprivación, que no es otra cosa que un sangrado artificial por la reducción de estrógenos.

.