La sexualidad es natural, la anticoncepción también

Nos sumamos a las iniciativas que defienden los derechos de las personas sobre su sexualidad y autonomía.

Ya sean  sobre su sexualidad, su autonomía, privacidad, equidad, placer, expresión sexual y de género, libre asociación, decisiones reproductivas libres y responsables, información, acceso, educación y atención de la salud sexual.

 

La historia de la anticoncepción es tan antigua como la Humanidad. Su origen como método para el control de la natalidad se remonta al descubrimiento de la correlación entre la práctica de relaciones sexuales heterosexuales con mujeres fértiles y el embarazo. Aunque en los albores de la civilización la fertilidad era considerada como algo sagrado y beneficioso y la infertilidad estaba considerada una maldición, controlar la reproducción humana ha sido siempre un gran anhelo, con la idea en mente de poder ajustarla al momento más favorable para la comunidad o familia, dependiendo de las diferentes circunstancias socioeconómicas. En el siglo XVIII, con la llegada del matrimonio por amor, se hizo mucho más común el uso de diferentes métodos anticonceptivos.

Utilizar métodos para prevenir el embarazo es tan antiguo y natural como el ser humano. Consulta con tu ginecólogo cuál es el más apropiado para ti y vive tu sexualidad de una forma sana y controlada.

La sexualidad es natural, la anticoncepción también, elige el método de anticoncepción que mejor se ajuste a tus necesidades, personalidad y estilo de vida y… ¡que nada te frene! 😉